El coronavirus, aunque no lo parezca, está reduciendo enormemente el tráfico aéreo en el mundo


Por @Wicho — 24 de Marzo de 2020

Tráfico aéreo en el mundo el 24 de marzo de 2020 a las 18:30
Tráfico aéreo en el mundo el 24 de marzo de 2020 a las 18:30 – FilghtRadar24

He visto pasar unos cuantos tuits con capturas de pantalla similares a las de arriba en los que algunas personas se preguntaban cómo es posible que con la cantidad de países que hay en confinamiento a causa del coronavirus haya aún tantos aviones en vuelo.

Pero es que estas visualizaciones, como ya comentamos hace algún tiempo, son engañosas. De la anotación sobre ello: «En la imagen cada avión mide unos 50 kilómetros de longitud (!) De hecho con esos colosos surcando el cielo sería raro que se pudiera ver el suelo – como sucede en los mapas aquí mostrados. A esa escala, bastarían unas pocas decenas de aviones para cubrir toda la península ibérica (!!) La realidad: suponiendo aviones de 50 m de longitud de promedio cada icono tendría que ser mil veces más pequeño para que fuera realista.»

El hecho es que ha habido una importante reducción en el tráfico aéreo en los últimos días y semanas, Estados Unidos aparte:

Según datos de FlightRadar24 el 23 de marzo de 2020 volaron un 56% de aviones menos que en la misma fecha de 2019; el día 22 el porcentaje era de un 43% de aviones menos que en 2019.

Y en las próximas fechas es seguirá bajando. En China llegó a reducirse hasta en un 80% respecto al principio del año durante el aislamiento. Ahora mismo hay aerolíneas que están volando con menos de un diez por ciento de su flota. Y parte de los aviones que tienen en el aire están yendo a aeropuertos donde quedarán aparcados hasta que vuelvan a ser necesarios; otros están haciendo vuelos de repatriación.

Eso sí, no dejará de haber vuelos porque se está manteniendo una conectividad mínima aunque con vuelos prácticamente vacíos, hasta el punto de que se hacen vuelos trasatlánticos con menos de diez pasajeros. Y los vuelos de carga seguirán haciéndose, incluyendo vuelos específicos de suministros médicos aún con aviones de pasajeros.

Todo esto está teniendo consecuencias poco menos que catastróficas para las aerolíneas y, por descontado, para las personas que trabajan en ellas, que ya están sufriendo las consecuencias de la bajada de la demanda. Reducciones –en principio temporales– de plantilla son un primer paso. Pero habrá que ver cuántas sobreviven y en qué condiciones.

Tampoco se escapan de esto los fabricantes de aviones, que ya están viendo como sus clientes empiezan a solicitar el aplazamiento en la entrega de los aviones que tienen encargados. Boeing, de hecho, ya ha anunciado que parará la producción durante dos semanas a partir del 25 de marzo.

Así que aunque no lo parezca, sí, el coronavirus está reduciendo enormemente el tráfico aéreo en el mundo.





Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *